José Ignacio Lluch – FREE MARKET

24 enero, 2010

La confianza

Filed under: Uncategorized — joseignaciolluch @ 9:07 am
Tags:

SI ESTÁ en un avión y ha comprobado la insospechada flexibilidad de su cuerpo al acoplarse a ese microespacio que llaman asiento, despliega un periódico, que nunca es el que Ud. quiere, e intenta leer algo a través del codo de su vecino, comprobará que antes de despegar, unas diligentes azafatas desarrollarán una curiosa danza con movimientos de brazos al ritmo de una voz en off que explica las cosas que pueden hacer en caso de que surja un problema en el vuelo. Si observa a su alrededor, verá que nadie del público presta la mínima atención al espectáculo. Quizá porque piensen que de poco servirán esas recomendaciones ante un picado desde 10.000 metros o quizá porque nos molesta que se nos recuerde que algo tan interesante para nosotros como nuestra vida ha sido confiada a otros y a un aparato que vuela.

Aunque cueste reconocerlo, la confianza es básica para la economía, las empresas y los negocios. Parece que el concepto esté devaluado y que confiar es signo de debilidad o estupidez. Muy al contrario, es el único cimiento posible donde asentar cualquier acción empresarial que aspire a ser sólida, estable y exitosa.

En el mundo económico y empresarial se podrían distinguir tres niveles o esferas de confianza. La política que se basa en el país donde uno actúa y su gobierno, sus leyes, políticas y gestión. La económica, que se refiere al sistema financiero y al mercado nacional y exterior. Y la personal, que se fundamenta en uno mismo, sus ideas y capacidad  para superar retos con éxito.

La mala noticia es que la primera, aquí y ahora, simplemente no existe. La segunda se tambalea  reservándonos sorpresas desagradables y cambios de tal magnitud  para los que no nos servirán precedentes conocidos a los que recurrir.

Lo bueno es que quedamos nosotros mismos, con libertad para reflexionar, decidir  y hacer. Creame, la base es la confianza en Ud. mismo, es la mas fiable y la que mueve todas las demás. Claro que una buena política económica, un sólido sistema financiero y un mercado estable ayudan, pero lo que de verdad importa es la existencia y la acción de emprendedores y empresarios, es decir, la iniciativa privada.

Hoy no contaré un caso concreto ya que no queda espacio y además no hace falta. Míre a su alrededor y a sí mismo. Comprobará que hay un muchos luchando, cada día, contra todo pronóstico y obstáculo, recorriendo el camino hacia el éxito con lo único que no les puede fallar: la confianza en sí mismos y su proyecto. Recuerde que éxito no es un lugar estático al que se llega y se queda uno, sino un recorrido vital y cambiante, lleno de logros y errores y que tiene como ingredientes la confianza, el esfuerzo y el sentido común.

Lo bueno y reconfortante de las pequeñas grandes cosas como el individuo y su libertad nos recuerdan que nuestro destino no está en manos de un piloto suicida ni atados con un cinturón a un aparato volador.

 

free.market@main-network.com

Publicado en el Mundo- Valencia 24 enero 2010

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: