José Ignacio Lluch – FREE MARKET

24 julio, 2012

ESTAR A LA ALTURA

Del betún o de las circunstancias. La opción es libre y cada uno decide donde situarse.
Quien está acostumbrado a hacerlo lo tiene más fácil que quien lo tenía todo asegurado y cómodo y,de pronto, se desmorona todo lo que creía que era seguro e incuestionable como su subvención o su posición privilegiada.
Cuando un mal estudiante no se ha preparado un examen y lo deja todo para el último día, no puede llegar al tribunal, viendo que no llega, y decirle que no le queda margen de maniobra y que le apruebe porque sí.

En economía sucede lo mismo, no hay poder político o fuerza capaz de cambiar o alterar las leyes económicas y si éstas no se cumplen, se violan o se ignoran, las consecuencias llegan, gusten o no. Sería estupendo que no hubiera una ley de la gravedad y saltar por la ventana para volar un rato, pero por muchos decretos que se promulguen animando a desafiar esta ley, es aconsejable no probarlo ya que la realidad se estrellará contra los decretos.

Para que una economía funcione es necesario que se desapalanque y se pueda ir produciendo ahorro. Esto requiere esfuerzo y básicamente consiste en gastar menos. Cada renuncia a un gasto es un sacrificio y es aquí cuando hay que escoger dónde y cuánto cortar, el momento en el que quien lo hace debe estar a la altura de las circunstancias. No vale hacer trampas porque quien pretende engañar en un momento como éste simplemente se está haciendo trampas a sí mismo. Los números no salen y los mercados no se lo creen.

Estar a la altura requiere por parte de quien tiene que gestionar la situación, inteligencia y honestidad. La primera para no tirar piedras contra la única solución posible que viene del sector privado y que es la clave para que impulse una recuperación, lenta pero segura y estable. Honestidad para aplicar la austeridad y los recortes a lo que sea menos productivo y eficiente, es decir, a ellos mismos y sus enormes estructuras públicas o semipúblicas.
No es imposible salir adelante si, de verdad, se está a la altura de las circunstancias.
Estar a la altura Art 108

1 comentario »

  1. Eso es lo triste, que no se está a la altura de las circunstancias, porque les importa un pito, mira la sesión del parlamento en el caso Bankia, gente que no está preparada preguntando y el preguntado leyendo la respuesta de un papel, cosa más inútil imposible, una pantomima donde cada uno intenta simplemente arañar votos, porque es lo que importa.

    Y la prueba de lo nocivos que son los políticos es la banca, ¿qué banca es la que está mal?, la que ellos gobernaron y gobiernan, las cajas de ahorro.

    Saludos,

    Comentario por Dessjuest — 26 julio, 2012 @ 12:09 pm | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: