José Ignacio Lluch – FREE MARKET

13 noviembre, 2012

LA RECUPERACIÓN SANA I

Durante los últimos cinco años, se han perdido más de 200.000 empresas y 3 millones de puestos de trabajo. Para una forma sana y sólida de recuperación solo se requiere más y mejores proyectos empresariales. Estos se producirán si el emprendedor percibe que su plan de negocio es factible y viable económicamente. Para que sea factible, basta con que el nuevo producto o servicio mejore o aporte valor al consumidor frente a lo existente.

Cuantos más sectores y/o actividades permitan la entrada de nuevos jugadores, más amplias serán las posibilidades de acción y aparición de nuevas potenciales mejores propuestas. Y para que sea económicamente viable, es necesario que el emprendedor perciba que el conjunto de gastos en los que va a incurrir sea inferior a los ingresos que espera obtener en un entorno competitivo. Si no hay una clara expectativa de retorno a la inversión del proyecto, simplemente éste no se iniciará. Es esencial, por tanto, que los factores productivos disponibles y ahora mismo no operativos, sean lo más asequibles posible para reincorporarse a un proceso productivo mutuamente enriquecedor. Estos son: trabajadores, energía, inmuebles y dinero.

Para emplear trabajo, éste debe ser competitivo, su coste debe ser flexible a la necesidad de cada  proyecto. Condiciones rígidas y coste por encima de la productividad abortan o desincentivan la contratación. Tampoco ayuda una energía cara que se convierte en una desventaja competitiva. El sobre exceso de inmuebles y suelo, creados por la burbuja, no están disponibles en el mercado ya que sus precios no se han liberado por voluntad de sus propietarios, bancos y promotoras, optando por no realizar los ajustes a la baja que una demanda privada o empresarial podría digerir o absorver.

Vistos estos tres factores esenciales para que el emprendedor inicie su proyecto empresarial y las dificultades con las que puede tropezar la iniciativa privada para llevar a cabo su función en la sociedad, falta analizar el cuarto factor esencial que es el capital o la financiación del proyecto.

La recuperación sana I art. 113

1 comentario »

  1. Quedo a la espera del cuarto punto, que para mi es clave, sobre todo para el más pequeño de los autónomos que es probable que en un principio hasta no requiera de contratación alguna.

    El precio de la luz pues eso, da para hablar mucho, el por qué es tan cara y el por qué se vende como algo natural el que sea tan cara cuando no debería ser asi.

    Digo que quedo a la espera del cuarto punto porque para mí hay maneras muy al alcance de la mano de proporcionar capital para inciar un pequeño negocio, sobre todo cuando alguien pierde un empleo y se encuentra conque el mercado laboral es el que es, como darle los dos años de subsidio de golpe y que emprender un pequeño negocio sea viable.

    Pero me da que mientras sigan las subidas de impuestos y sigamos sin dinero para consumir cualquier aventura empresarial hoy en día es harto complicada.

    Saludos.

    Comentario por Dessjuest — 15 noviembre, 2012 @ 10:34 am | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: